Tacrolimus

Tacrolimus (Advagraf®, Modigraf®, Prograf®)

                                                                 

–          ¿Qué es y para qué se utiliza?

– Tacrolimus, es un inmunosupresor que se utiliza para la profilaxis del rechazo del trasplante de aloinjertos renales, hepáticos o de corazón También, se emplea para el tratamiento del rechazo del transplante aloinjertos resistente a los tratamientos con otros medicamentos inmunosupresores, así como en otras enfermedades autoinmunes.

  • ¿Cómo se administra?

Su médico le indicará la dosis y pauta correspondiente a administrar en función de la patología y peso, y niveles de fármaco en sangre.

Se recomienda tomar con líquido (preferentemente agua) y con el estómago vacío, es decir al menos 1 hora antes ó 2-3 horas después de una comida, para obtener la máxima absorción, ya que la presencia de alimentos disminuye la absorción de tacrolimus.

  • ADVAGRAF®: se administra una vez al día por la mañana. Si olvida una dosis debe tomársela lo antes posible en ese mismo día. No debe tomarse una dosis doble a la mañana siguiente.
  • PROGRAF® se administra dos veces al día (por la mañana y por la noche). Si el paciente tiene problemas de deglución, puede abrir la cápsula y disolver el contenido en agua y beber la suspensión o administrarla por la sonda nasogástrica.
  • MODIGRAF® se administra dos veces al día (por la mañana y por la noche). Se deben utilizar 2 ml de agua por miligramo de tacrolimus para producir una suspensión (hasta un máximo de 50 ml) en una taza. No se deben usar materiales que contengan cloruro de polivinilo (PVC). Se añade el granulado al agua y se agita. La suspensión se puede tomar con una jeringa o el paciente la puede tragar directamente. A continuación, se enjuaga la taza una vez con la misma cantidad de agua y el paciente se lo toma. La suspensión debe administrarse inmediatamente tras su preparación.

  • ¿Qué precauciones debe seguir?
  • Los pacientes en tratamiento con tacrolimus son más susceptibles de padecer infecciones: evite el contacto con personas resfriadas o que sufran alguna infección.
  • En periodos de diarreas, las concentraciones de tacrolimus pueden cambiar significativamente, por lo que se recomienda monitorizaciones adicionales.
  • Minimizar la exposición a la luz solar y rayos UV: se recomienda utilizar cremas con factor de protección solar y ropa adecuada.

  • ¿Qué efectos secundarios pueden aparecer?

Tacrolimus podría producir efectos adversos, aunque no significa que vayan a aparecer en todos los pacientes.

Efectos adversos más frecuentes son: dolor de cabeza, diarreas, náuseas, insomnio e hipertensión.

Otros efectos adversos no tan frecuentes son: cambios en el estado de ánimo; hormigueos y entumecimiento en las manos y los pies; mareos;  trastornos en la visión (visión borrosa, fotofobia); a nivel de la piel  (picor, erupción, pérdida de pelo, acné, aumento de la sudoración); dolor en las articulaciones y musculares; tos y faringitis.

 

  • Conservación:

Advagraf y Modigraf  no requieren ninguna temperatura especial de conservación, mientras que Prograf debe conservarse a una temperatura inferior a 30ºC y dentro del envase para protegerlo de la luz y la humedad.

  • Contacto

Deberá dirigirse al Servicio de Farmacia (Sección Atención farmacéutica y Dispensación  a Pacientes Externos) con la receta correspondiente firmada por el especialista y la tarjeta sanitaria.

  • Recuerde que:

Tome su medicamento exactamente como le ha indicado su médico.

Informe a su médico o farmacéutico si está tomando o ha tomado recientemente otros medicamentos, incluso los adquiridos sin receta.

Conserve sus medicamentos, siempre que sea posible, en su envase original.

Devuelva la medicación no utilizada a la farmacia del hospital.

Folleto Tacrolimus